Virgin Piña Colada

Si mi cóctel preferido es el Mojito (de fresa), el segundo no es menos exótico y caribeño: la Piña Colada.

Ambos son fáciles de preparar y tan conocidos que raro es el sitio donde no sirvan el uno o el otro. Pero no nos engañemos, no en todos los bares de copas saben prepararlos. Lo ideal es que el hielo esté picado, que no sirvan los cubitos directos del congelador y ya, y que el alcohol quede bien camuflado entre el resto de sabores (Sres Barmans, si quiero tomar una copa que sepa sólo a alcohol, ya me pediré un ron-cola o similar!).

Eso sí, cuando encuentras un sitio donde saben de verdad… ¡Es un gustazo! Por eso hoy voy a hablaros de un sitio en Barcelona donde los preparan de muerte (me tomé una deliciosa Piña Colada) y donde luego además cenas aún mejor.

¿Os suena Urban Secrets? Si no lo conocéis, tranquilos/as, es un secreto muy bien guardado, que hoy voy a desvelar a medias. Urban Secrets es una comunidad gastronómica clandestina, cuya gracia principal es que sitúan sus restaurantes en sitios de los que nadie sospecha, creando toda una experiencia. Por ejemplo imagina que quieres sorprender a alguien especial, u organizar tu cena de cumpleaños en un sitio diferente. Pues citas a tus amigos en la puerta de una tienda de souvenirs y entras a decir que tienes una reserva. ¡Fijo que te quedas con todos ellos! Pero no termina aquí, porque la cena se convierte en un evento íntimo y con todos los detalles que harán que la noche sea inolvidable.

Igual os estáis preguntando que qué hago hablando de Urban Secrets cuando (casi) nunca menciono restaurantes, pero el caso es que tuve el placer de que el equipo de US me invitara a cenar allí hace algo más de una semana y salí encantada no, lo siguiente. Tomamos 6 platos (¡¡6!!) y es casi imposible decir cuál me gustó más (bueno va, creo que me quedo con el cubo de cochinillo porque era algo impresionante…). ¿Y por qué no os traigo uno de estos platos en lugar del cóctel? Porque eran de alta cocina y no quiero hacer el ridículo 😉

Y sin dar más detalles, que para eso es un secreto, os dejo ya con la receta de la Piña Colada, versión sin alcohol, para poder tomar a la hora que queráis ahora que el calor empieza a apretar y apta para niños.

virgin piña colada (sin alcohol)

Ingredientes para 1 piña colada sin alcochol:
– 1 rodaja de piña natural
– 200 ml de zumo de piña
– 100 ml de crema de coco
– 100 gr de hielo picado

Pon los tres ingredientes en la batidora y bate hasta obtener una crema. ¿Habéis visto qué dificil?

Nota 1: las proporciones son bastante personales, hay gente a la que le gusta que un sabor predomine sobre el otro, yo prefiero este equilibrio entre ambos.
Nota 2: Evidentemente quien lo prefiera puede añadirle ron, ¡que no se diga!

Smoothie de Naranja, Plátano y Miel

De la traducción de su nombre ya se deduce que es una preparación cremosa y suave, y es que un smoothie no es más que un batido de frutas con yogur helado. Refrescante a la par que sano.

En este caso os traigo mi favorito, una combinación de frutas poco original pero que nunca falla. Para endulzarlo (al añadir yogur suele necesitar un poco más de dulzor) se utiliza miel en lugar de azúcar.

smoothie de naranja y plátano

Ingredientes para cada smoothie:
– 1 Naranja
– 1 Plátano
– 3 cucharada de yogur helado
– 1 cucharada de miel

Pela la naranja a lo vivo, quitando toda la piel y la parte blanca, para que no amargue.

Pela el plátano. Pon todos los ingredientes en el vaso de la batidora y ponla en marcha hasta que todo esté bien batido.

Métodos alternativos:
– Exprime la naranja y bate su zumo con el plátano, el yogur y la miel
– Licua las frutas y añade el yogur y la miel

* Para conseguir yogur helado, basta con que lo metas en el congelador un par de horas. Si no, también lo puedes hacer con el yogur directamente de la nevera, la única diferencia será la temperatura del smoothie.

Mojito de Fresa

receta de mojito de fresa

Ingredientes para cada cocktail:
– 3 fresas grandes
– Hielo picado (5-6 cubitos)
– 10 cl de ron oscuro
– 6-7 hojas de menta
– El zumo de media lima
– 2 cucharaditas de azúcar moreno
– 5 cl de soda (Fanta limón o similar)
– 5 cl de fanta limón

Pica el hielo y repártelo por los vasos.

Pon el vaso de la minipimer las fresas lavadas y sin hojitas, el zumo de lima y el azúcar moreno. Tritura y vierte por encima del hielo.

Lava bien las hojas de menta y mételas en el vaso.

Añade el ron, luego la fanta y por último la soda.

Zumo de Manzana, para los Valientes

Suele ser un trasto aparatoso, que ocupa espacio y es un engorro de limpiar. Quizás sea por esto último que quienes la tienen no la utilizan muy a menudo normalmente.

Nada de esto me importaba, yo la quería, la echaba de menos y finalmente la heredé hace unos meses. Ella me recuerda a mi infancia, nos alimentó a mi hermano y a mí infinitas veces y cuando nos hicimos mayores quedó confinada a un armario. Casi olvidada, durante años fue saliendo con cuentagotas. Por eso se la pedí a mi madre y ahora va la pobre que no puede con el trabajo que le damos cada fin de semana. Se la ve contenta por eso 🙂

Sigue siendo un trasto, ocupa medio mármol de la cocina y es un rollo de limpiar, pero estoy encantada con mi licuadora de los años 80, con la que preparamos zumos para completar nuestros desayunos.

Mi último descubrimiento fue el zumo del que quería hablaros: Manzana y Jengibre. Una bebida natural, energética y que deja cosquillas en la lengua… ¡Una sensación para valientes!

zumo de manzana

Utiliza manzanas dulces para agudizar el contraste con el jengibre fresco rallado.

Lava las manzanas, córtalas en 8 trozos y lícualas. Al final, añade un poco de jengibre rallado y mezcla.

Si no eres muy fan del jengibre y es la primera que lo pruebas en una bebida, ve con cuidado y añade muy poco, pues siempre estás a tiempo de añadir un poco más.

Horchata Casera

¡Esta receta ha sido la revelación del verano! Fue Irene quien me iluminó (gràcies!), porque con lo mucho que me gusta esta bebida, nunca se me había ocurrido que pudiera hacerla en casa, y de forma tan fácil!

Puedes ver esta receta y 49 más en el recetario “50 Recetas de Verano”.

 

Receta de horchata casera

 

Ingredientes para 1 litro:
– 250 gr de chufas – las podéis conseguir en tiendas de frutos secos y legumbres
– 800 ml de agua
– 2 cucharadas de azúcar

Tres ingredientes, simple, verdad? Aunque he indicado unas cantidades orientativas, puedes modificarlas (si te gusta más concentrada, más dulce…)

Pon las chufas en remojo durante al menos 8 horas. Si puedes dejarlas de un día para otro mejor. Guárdalas en la nevera si hace mucho calor y cámbiales el agua un par de veces en todo el tiempo.

Una vez las chufas se hayan inflado y su piel está más lisa, pon la cantidad que quieras en un recipiente, añade un poco de agua y pásalas por la batidora. El agua se irá tiñendo de blanco, a la vez que se forma una pasta que deberás exprimir. Para ello, yo utilicé un colador chino.

Una vez tengas el líquido colado, comprueba que la cantidad de agua es la quieres que lleve. Si te ha quedado muy concentrada, siempre puedes añadir más. Échale azúcar, refrigera y lista para tomar.

Se puede guardar en la nevera hasta 2-3 días.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR